Controversia por el uso de monopatines eléctricos en la ciudad

Selena Sandoval

Controversia por el uso de monopatines eléctricos en la ciudad

El uso de monopatines eléctricos en la ciudad es una temática que genera controversia ya que advierten que no están reglamentados. Es por eso que Rosario Media dialogó con Gustavo Adda, Director General de Tránsito de la ciudad.

Al respecto el director dijo: “En realidad no son los monopatines en sí los que no están reglamentados sino que hay una serie de vehículos que hay que considerarlos al momento de adquirirlos porque la Ley Nacional de Tránsito y el Código Municipal de Tránsito, establecen que cuando se trate de automotores o acoplados el fabricante o el importador debe ratificarlo bajo su propia responsabilidad, que cada modelo se ajuste a las condiciones de seguridad del vehículo que está fabricando o importando y estas condiciones son certificadas por la comisión nacional del transporte, esto lo que genera es que se le puede otorgar al fabricante sobre el peso del vehículo, una licencia de configuración del modelo que permite que el vehículo se patente o se pueda inscribir en el registro y de esa manera cumplir con todos los requisitos que se establecen para los vehículos”.

“En el caso de los vehículos a motor cumple otras condiciones que por ejemplo la bicicleta no lo necesita. Hay bicicletas que le colocan un motor a explosión y esto tampoco está permitido ya que todos los vehículos que tengan autopropulsión tiene que su conductor estar habilitado, el vehículo registrado, tiene que tener un aseguramiento y todo esto bajo las condiciones que la norma establece, por eso, cuando hablamos particularmente de monopatines no estamos salteando un gran grupo de vehículos, como particularmente los cuatricíclos que están prohibidos y son denominados como “prohibido para la circulación urbana”.

La municipalidad había anunciado que se estaban estudiando incorporarlos al tránsito de la ciudad e incluso ofrecer su alquiler de forma similar al de las bicicletas públicas.

Respecto a la pregunta de si hay algún ente regulador que pueda controlarlo Adda argumentó: “La secretaria de control con todas sus áreas de fiscalización en vía publica, como la dirección general de tránsito, la fiscalización del transporte o control urbano tiene la potestad de fiscalización, de hecho no son miles los monopatines que se han retenido y continuó, es facultad del municipio que es el gerente controlador del cumplimiento efectivo de la normativa”.

“Es cuestión de normalizarlo, de crear normativas que lo regulen en cuanto a que se puedan poner en la vía pública y para eso la norma es clara” manifestó Gustavo Adda.

Y finalizó: “Todo este tipo de movilidad hoy es muy discutida y debatida, nos tenemos que dar el espacio, creo que la bicicleta ha ganado un lugar en nuestra movilidad sumamente importante y hay que abrirle las puertas porque es un medio de movilidad mucho más integral en una ciudad compleja. Hoy poder abrir el debate a un monopatín eléctrico a distintas formas de movilidad que sean ecológicas y sustentables tiene que ser debatido seriamente”.